5 infusiones para desintoxicar el hígado



El hígado es un órgano versátil que cumple múltiples tareas, desde eliminar toxinas,  mantener la presión arterial y crear la bilis, sustancia necesaria para poder descomponer las grasas que acumulamos, el hígado se encarga de filtrar las toxinas nocivas de nuestro organismo para evitar que lleguen al torrente sanguíneo, para que tu hígado funcione es vital que lo limpies y cambies hábitos en tu rutina diaria para mejorar tu salud.

El hígado también realiza la función de mantener la proporción de glucosa, proteínas, grasas, colesterol, vitaminas y hormonas, además de que ayuda a utilizar los nutrientes de los alimentos, aprovechando y reciclando el hierro, facilitando la asimilación de lo que comemos segregando más de un litro de bilis al día, incluso participa de forma importante en un adecuado y óptimo funcionamiento del sistema inmune.

Cuando estamos con unos kilitos de más, el organismo va acumulando toxinas y grasa, por lo tanto el hígado comienza a forzar su función de eliminar toxinas, causando estreñimiento y obstrucción de la vesícula por la acumulación de tóxicos en nuestro cuerpo que no son necesarios.

Durante el proceso de desintoxicación el hígado convierte las toxinas en sustancias menos dañinas, toma estas sustancias y las convierte en un producto que puede ser fácilmente eliminado por el organismo a través de la orina y materia fecal, para que este proceso se lleve a cabo es importante que cuides tu alimentación bebiendo abundante agua, consumiendo frutas y verduras las cuales te proporcionan nutrientes requeridos por el organismo para que no haya una descompensación y puedas eliminar la toxicidad de tu cuerpo.



Limpiar el hígado requiere un poco de sacrificio, pues debes dejar de lado esos alimentos que perjudican tu salud, las grasas son un claro ejemplo pues son las número uno en subir el colesterol, congestionan el hígado y lo satura con residuos grasos, evita las comidas rápidas especialmente los fritos, los embutidos, las carnes rojas grasas, los lípidos procesados, colorantes, conservantes, azúcar refinada y dulces ya que pueden obstruir el hígado, es mejor optar por alimentos naturales a la hora de depurarlo.

Ejercita tu vida, el ejercicio te ayudará a mantener un peso saludable, lo cual reducirá el riesgo de padecer enfermedades relacionadas con la acumulación de grasa en el hígado. Además, el ejercicio físico también mejora el funcionamiento de las enzimas del hígado. Por esto es sumamente importante hacer una limpieza hepática.

Aquí te recomendamos varias infusiones de cómo desintoxicar el hígado para bajar de peso y tener una salud óptima.

Infusión de Cardo mariano

Uno de los mejores remedios para el hígado solo necesitas un cuarto de litro de agua hirviendo y  una cucharadita de las hojas, déjala reposar entre 10 a 20 minutos, cuela y queda lista para tomar, puedes beneficiarte de esta hierba en infusión o ensaladas. Ayuda a sanar hígado y vesícula, desintoxica, protege y reduce inflamaciones del hígado, además de ayudarlo a reparar tejidos dañados y eliminar venenos biológicos. Cuando el hígado no elimina o neutraliza sustancias dañinas el hígado se daña y deteriora.

Infusión de  raíz de bardana

Solo necesitas una taza de agua hirviendo y una cucharadita de las hojas, déjala reposar entre 10 a 20 minutos, cuela y queda lista para tomar, la bardana es una de las mejores plantas para depurar el organismo, purificar y eliminar las toxinas de la sangre, tiene muchos beneficios para el hígado y los riñones, que son esenciales para tener un cuerpo sano, contiene altas cantidades de minerales y oligoelementos, vitamina B y vitamina E. Además se carga con los minerales, potasio, magnesio, zinc y fósforo, es un buen remedio natural para la salud cuando se utiliza junto con diente de león, que es otra planta esencial para la curación del  hígado.



Infusión de boldo

Para hacer la infusión se debe hervir un gramo de hojas secas de boldo por cada taza de agua durante 15 minutos, luego se deja reposar y se cuela. Puedes consumir este preparado de té de boldo hasta tres veces al día, las cualidades más importante del boldo es reparador del hígado y la vesícula, estimula la expulsión de la bilis retenida en la vesícula, es diurético y ayuda a la  eliminación de agua y sodio en el organismo a través de la orina, el boldo tiene algunos efectos secundarios y contraindicaciones lo ideal es que no sea consumido por personas que sufren de irritaciones renales, así como tampoco por mujeres embarazadas ni pacientes de enfermedades hepáticas graves.

Infusión de diente de león

Para preparar esta infusión sólo necesitas una cucharada de diente de león (fresca o seca)  Hierve una taza de agua cuando el agua alcance el punto de ebullición añade el diente de león deja al fuego durante 3 minutos, pasado este tiempo apaga el fuego, tapa y deja en reposo 5 minutos y finalmente cuela y bebe, depura el hígado, ayudando en determinados trastornos hepáticos como pueden ser el hígado perezoso y el hígado graso.

Infusión de alcachofa

Para preparar esta infusión se ponen unas hojas de alcachofas en  una taza de agua hirviendo y se deja hervir por 5 minutos, se retira del fuego y se dejar reposar con las hojas en infusión, se puede tomar hasta tres tazas al día, preferiblemente antes de las comidas; la alcachofa es una de las hortalizas más completas por su variedad de nutrientes, minerales, vitaminas, antioxidantes y fibra. Contiene flavonoides, fitoesteroles, sales potásicas y magnésicas, mucílagos (fibra soluble), es rica en ácido fólico, vitamina A1 , vitamina B1, vitamina C así como en magnesio, fósforo, calcio, hierro, potasio, zinc y fibras dietéticas, ayuda a proteger el hígado y el tratamiento de las enfermedades relacionadas con este.

Es importante tener en cuenta que ninguna de estas alternativas debe consumirse por largos períodos de tiempo, la recomendación es realizar un tratamiento continuo de máximo 5 días y luego emplearlas en casos puntuales, y recuerda que una mente sana te otorga un cuerpo sano.






Acerca del autor

Consejos sobre nutrición y salud.