Cómo preparar el agua de chía para adelgazar



Las potentes cualidades de las semillas de chía la convierten en un superalimento ya que son ricas en antioxidantes, calcio, proteínas y ácidos grasos, omega 3 de origen vegetal y una excelente fuente de fibra, la cual nos ayuda a reducir los antojos y sentirnos lleno en menos tiempo, debido a que absorben 10 veces su peso en agua, formando un gel voluminoso que nos produce la sensación de saciedad.

Descubre los beneficios de la semilla de chía

Controlan los antojos

Las semillas de chía están repletas de fibra por lo que son una buena opción para poner freno a nuestros antojos, son fáciles de digerir creando una sensación de saciedad que nos ayuda a controlar para no picar entre comidas, es recomendable tomarlas en el desayuno para mantenernos en forma durante todo el día ya que estas nos van a proporcionar energía para realizar actividades diarias, puedes añadirlas también al yogur o frutas.

Omega 3

Las semillas de chía son muy ricas en ácidos grasos omega-3, las grasas “buenas” que nos protegen contra la inflamación y son importantes para la salud cardíaca y el colesterol.

Alto contenido de antioxidantes

Son una fuente completa de proteínas, que proporcionan todos los aminoácidos esenciales, su alto contenido de antioxidantes ayudan a prevenir el envejecimiento prematuro de la piel e inflamación de los tejidos, combaten la producción de radicales libres que pueden dañar las moléculas en las células y las enfermedades como el cáncer.



Ayudan a bajar de peso

Las semillas de chía te ayudarán a mantener un peso ideal, gracias a la fibra ayudan en el proceso digestivo y controlan el hambre, además al entrar en contacto con el agua forman una capa hipocalórica que hace que aumente su peso diez veces más dentro del estómago, lo que produce sensación de saciedad, las semillas e chía combinadas con una alimentación saludable te llevará a cumplir tus objetivos.

Generan un aporte extra de energía

Si estás buscando una solución para mantenerte activa desde por la mañana o para aguantar más en el gimnasio, las semillas de chía están hechas para ti, contienen el doble de potasio que el plátano y dos veces más la cantidad de proteínas que cualquier verdura.

Contrarresta la diabetes

Se debe a la capacidad para frenar la rapidez con que nuestro cuerpo convierte los carbohidratos en azúcares simples, controlando los niveles de azúcar en sangre.

Son depurativas

Las semillas de chía ayudan a eliminar líquidos y toxinas, regulan la flora intestinal, previenen la oxidación celular y benefician a otras tantas funciones que nos mantienen bien por dentro y hacen que se note por fuera.



Recuerda que las semillas de chía

  • Proporcionan 2 veces la proteína de cualquier otra semilla.
  • Proporcionan 5 veces el calcio de la leche entera, contienen boro, mineral que ayuda a la absorción del calcio en los huesos, ideal para las personas con osteoporosis.
  • Proporcionan 2 veces la cantidad de potasio de los plátanos, indicado para personas que tienen una actividad física de rigor.
  • Proporcionan 3 veces más antioxidantes que los arándanos los cuales van ayudar a prevenir el envejecimiento y controlar los radicales libres.
  • Proporcionan 3 veces más hierro que las espinacas ayudando a las personas anémicas, también es fuente de magnesio, manganeso, cobre, niacina, zinc y otras vitaminas.

Cómo hacer una deliciosa agua de semillas de chía para bajar de peso

Preparación

  • Vierte 1 cucharada de semillas en un vaso de agua y déjalas remojar durante 10 minutos, esto genera que las semillas de chía tomen su forma gelatinosa.
  • En otra jarra vierte 3 vasos con agua, exprime el zumo de 2 limones en la jarra y agrega la chía remojada.
  • Integra todo, si deseas puedes agregar hielo al gusto y queda lista para disfrutar sus beneficios.

También te puede interesar › Trucos para acelerar tu metabolismo y bajar de peso.

Como tomar el agua de chía

Lo más importante es que no solo puedes tomar el agua de chía que te presentamos anteriormente, también puedes consumirlo en jugos y en distintas preparaciones, lo que debes recordar es tomar una vaso de agua de chía antes del almuerzo y la comida, si no estás a gusto con el agua de chía, puedes consumirla en un vaso de jugo, recuerda al menos consumirla por un mes y acompañarlo de una alimentación balanceada para notar cambios significativos, no dejes de beber abundante agua para que tu cuerpo trabaje de forma adecuada.

Estas semillas son un paraíso digestivo, las puedes incluir en agua, ensaladas, galletas, jugos, yogures, al desayuno, almuerzo o comida, lo más importante es que las acompañes con una buena dieta y abundante agua y actividad física.






Acerca del autor

Consejos sobre nutrición y salud.